¿Por qué decimos “NO” a los transgénicos?

Los organismos manipulados genéticamente, llamados “transgénicos” son organismos nuevos creados en laboratorio, cuyas características han sido alteradas mediante la inserción de genes de otras especies. Estos organismos no pueden ocurrir en la naturaleza y no se puede predecir como interactuarán con los ecosistemas ni cuáles serán las consecuencias de su liberación en el ambiente.

Las mismas corporaciones transnacionales que se beneficiaron de la llamada Revolución Verde, ahora promueven “La Revolución Genética” en la agricultura, basada en el uso masivo de cultivos “transgénicos” patentados por esas compañías. Con la ingeniería genética han creado cultivos capaces de tolerar los herbicidas producidos por ellas mismas, con lo que aumenta el uso de herbicidas que contaminan el ambiente en beneficio de las corporaciones que venden semillas y herbicidas patentados. También han creado cultivos capaces de producir toxinas en la misma planta, que afectan tanto a los insectos plagas como a los insectos benéficos.

Esta agricultura transgénica es una herramienta para:

• Consolidar, aún más, el control de las transnacionales sobre el sistema agroalimentario y socavar la soberanía alimentaria
• Agudizar la crisis ambiental
• Aumentar la erosión genética en las especies alimenticias
• Introducir nuevos riesgos para el ambiente y para la salud
• Transferir ingresos del productor a las empresas

A ello se agrega que la contaminación genética de cultivos tradicionales es irreversible, imposible de controlar y el resultado es que la semilla de cultivos tradicionales se convertirá en transgénica y se perderán, para siempre, cultivos tradicionales y la opción y el derecho a consumir alimentos no transgénicos. El modelo industrial de la agricultura transgénica no es sustentable y expulsa a trabajadores y pequeños y medianos agricultores de sus tierras. Por otro lado, estudios científicos y experiencias de campo demuestran que los cultivos transgénicos no poseen un rendimiento más alto que los cultivos naturales, son más contaminantes e introducen nuevos riesgos para la salud y para el ambiente.

La posición de RAPAL-Uruguay contra los transgénicos se basa en que:

• El derecho de las generaciones actuales y futuras a una alimentación y agricultura no-transgénica es inviolable
• Es necesario combatir el control corporativo del sistema agroalimentario mundial que socava la independencia de los productores y la soberanía y seguridad alimentaria de los pueblos
• La conservación de la diversidad e integridad genética de los cultivos es fundamental para la seguridad y soberanía alimentaria
• Los cultivos transgénicos no son necesarios ni para la agricultura ni para la alimentación
• La agricultura transgénica sigue el modelo agrícola industrial insustentable y añade nuevos riesgos incontrolables e irreversibles
• Al contrario de lo que afirman las corporaciones transnacionales que los desarrollan, los cultivos transgénicos no resuelven el problema del hambre ni reducen el uso de agroquímicos
• El cultivo de transgénicos promueve la utilización de agrotóxicos tales como herbicidas e insecticidas
• No existen estudios que demuestren la inocuidad a largo plazo para la salud y el ambiente de los transgénicos, sus derivados y productos que los contengan
• La co-existencia de la agricultura ecológica y la convencional con la agricultura transgénica no es factible debido a la contaminación genética
• Es necesario promover una agricultura sostenible, no contaminante y conservar la diversidad de cultivos, culturas y agrosistemas.

RAPAL-Uruguay exige:

1) Moratoria a nuevas liberaciones de cultivos genéticamente manipulados
2) Centrar esfuerzos en evaluar impactos ambientales, sociales, culturales y sanitarios resultantes de las liberaciones ya realizadas
3) Penalizar a las empresas que contaminan cultivos no trasngénicos
4) Suspensión de investigaciones sobre nuevos cultivos transgénicos
5) Declaración de zonas libres de transgénicos (cultivo e importación)
6) Mecanismos de defensa internacional de zonas libres de transgénicos
7) Promover la información acerca de los transgénicos y un amplio debate del tema entre la población en defensa del derecho a una alimentación y agricultura no-transgénica
8) Etiquetado obligatorio de productos con y sin elementos transgénicos en defensa del derecho a saber lo que se consume

Basada en material elaborado por RAPAL
Setiembre 2005
Adaptación RAPAL Uruguay
Febrero 2006