URUGUAY INTEGRA LA LISTA DE 14 PAÍSES DEL MUNDO CON MAYOR CONCENTRACIÓN DE ESTE TIPO DE AGRICULTURA

Uruguay dentro de los más avanzados a nivel de cultivos transgénicos

Uruguay se encuentra dentro de los países del mundo que produce mayor cantidad de cultivos transgénicos, según el Servicio Internacional de Adquisición de Aplicaciones Agrobiotecnológicas (Isaaa). Los cultivos transgénicos sumaron el año pasado 81 millones de hectáreas a nivel mundial.

En su informe sobre lo acontecido en 2004, el Isaaa destaca que son 14 las naciones en el mundo que llevan adelante una política de incremento continúo en su superficie de cultivos transgénicos, entre los que se destaca Uruguay, el cual ha tenido un fuerte desarrollo de cultivos de soja transgénica que llega desde Argentina.

Durante el 2004 fue importante la cantidad de hectáreas dedicadas al cultivo de soja transgénica, por el impulso de productores argentinos que llegaron al país.

Los países con mayor concentración de transgénicos son Estados Unidos (59% del total mundial), Argentina (20%), Canadá (6%), Brasil (6%), China (5%), Paraguay (2%) e India y Sudáfrica (ambos con el 1%). Con menos del 1% se ubican Rumania, Australia y Uruguay.

Estos son los 14 denominados "Estados Mega" por el impulso que le están dando al cultivo de los transgénicos.

Los principales impulsores de semillas transgénicas son las multinacionales Monsanto, Syngenta, Bayer, Nestlé y Dupont, que impulsan los cultivos de maíz, soja, algodón y otros cultivos modificados en laboratorio.

Según el estudio, en 2004 la superficie cultivada de transgénicos creció un 20%, o sea 13,3 millones de nuevas hectáreas, totalizando 81 millones de hectáreas totales.

Se agrega que "unos 8,25 millones de agricultores de 17 países sembraron semillas transgénicas, 1,25 millones más que en 2003.

Para este año se vaticina que 2005 el valor total de los cultivos transgénicos sumará unos 5.000 millones de dólares y a finales de esta década podrían estar sembrados hasta 150 millones de hectáreas en treinta países del mundo, con un total de quince millones de campesinos trabajando en estos sembrados.
"Los cultivos biotecnológicos están preparados para entrar en una nueva etapa de impulso", asegura Clive James, presidente de la Isaaa.

Esto es por la aprobación de dos nuevas variedades de maíz transgénico para su comercialización en la Unión Europea, una vez levantada la moratoria de facto que frenaba la autorización de nuevas variedades de semillas de laboratorio, y a las "sostenidas muestras de progreso" en China, que probablemente aceptará a corto plazo el arroz Bt. *